N O T I C I A S

 30 de Enero de 2020

Si las lluvias de febrero acompañan, la región núcleo podría obtener entre 21 y 22 Mt. La condición de la soja de primera aventaja notablemente a su estado de hace un año, cuando produjo casi 20 Mt.

Podría ser la tercera mejor cosecha de soja

Hace cinco años, en la campaña 2014/15 se produjeron unos 23,4 Mt de soja. Fue la mejor marca productiva de la región, pero se podrían haber superado los 25 Mt si las lluvias y los grandes excesos de agua no se hubiesen interpuesto. La que le siguió dejó 22,8 Mt pero ambas fueron campañas dónde se sembraron más de 6 M de ha. Esta vez con menos área, unas 5,5 M de ha sembrados, la región está en carrera de obtener excelentes rindes. Si el clima juega a favor del cultivo en febrero y no malogra la cosecha, la producción podría estar entre 21 y 22 Mt.   

Las sojas de primera están mejor hoy que hace un año

El 25% de los cuadros se encuentra excelente y el 35% muy bueno. El año pasado, en esta misma fecha, no había lotes excelentes, los muy buenos ocupaban el 45% y un 12% se los ubicaba entre regulares y malas condiciones.  Esta vez no hay cuadros en esas condiciones, ya que el 40% restante está bueno pese al gran ataque de orugas de hace quince días atrás. Tras la increíble recuperación hídrica de enero, la situación productiva dio un vuelco de 180 grados. La falta de desarrollo que le imponía la escasez de agua, quedó atrás y no dejó daños de consideración. El 60% de la soja de primera está formando chauchas y el 35% más avanzado en llenado de granos.

  En Córdoba ya se habla de rindes de 120 a 140 quintales

En Monte Buey están entusiasmados por las estimaciones de rindes que muestran los maíces tempranos. Los rindes estarían entre los 120 a 140 qq/ha, y hay muchas chances de obtener promedios de 130 qq/ha.  Tambien hay temor por los lotes sembrados tempranos que pueden haber sido alcanzados por el golpe de calor de mediados de diciembre. Pero los sembrados más tarde están en muy buenas condiciones. En la otra punta, en Pergamino, hablan de rindes que pueden superar los 95 a 100 qq/ha. Pero notan que este año no hay síntomas de deficiencias por nitrógeno, que sí se notaron el año pasado. No han ganado tanta altura, pero destacan la uniformidad de las espigas. Y los resultados pueden dejar agradables sorpresas. Por lo pronto ya están realizando algunos tratamientos para roya en ciertos híbridos.

Las lluvias de enero 2020 superaron los promedios mensuales y salvaron la campaña 

El núcleo de mayores milimetrajes fue en la zona suroeste de GEA, dónde se encuentran las provincias de Santa Fe, Buenos Aires y Córdoba. Allí se superaron los 150 mm. Maria Teresa fue la localidad con el mayor registro, con 227 mm. Godeken marcó 192,5 mm y Bell Ville 181 mm. Solo una franja del este y el norte de la región quedaron con milimetrajes por debajo de los 100 mm.

Detalle por Subzonas

SUBZONAS Y RED DE ESTACIONES METEOROLÓGICAS GEA

SUBZONA I

Las reservas de agua ya no sobran como antes”, advierten los ingenieros de Carlos Pellegrini. “Se necesita una lluvia para reponer agua en el perfil y continuar con el buen desarrollo de la soja de primera”, concluyen los técnicos. La oleaginosa está fructificando (entre R3 y R4) con pocos ataques de orugas. Se están realizando tratamiento con insecticidas reguladores del crecimiento (IGR) residuales los cuales siguen actuando en el cultivo. Las enfermedades de fin de ciclo han comenzado a desarrollarse y los productores comenzaron a hacer los tratamientos de fungicidas. En la mayoría de los casos, lo acompañan con fertilizante foliar; “el costo del mismo ronda el medio quintal de soja, aporta beneficios. Se tomó conciencia de que no es un costo elevado si se compara con el plus de rinde que pueden obtener”, analizan los profesionales. En maíz temprano se esperan rindes que superarían los 100 qq/ha. Ni enfermedades ni plagas han afectado de manera significativa a los lotes de la zona. La soja de segunda esta en floración (R1) con desarrollo normal, “si las lluvias continúan van a seguir muy bien”, afirman los técnicos. Hubo ataque de orugas medidoras y de militar en algunos lotes, pero fueron solucionados con aplicaciones oportunas y hasta el momento no se vio nuevos ataques. Los pocos lotes de maíz tardío están muy bien. Se los ve desde V4 a V7 sin problemas.

Impecable, está todo súper por acá”, resumen los ingenieros de El Trébol, y tanto es así que los cuadros de soja de primera como de maíz temprano están con condiciones excelentes en toda el área. Las sojas de primera ya alcanzaron el estadio fenológico de comienzo de llenado de granos con óptimas reservas de agua para atravesar las siguientes etapas sin limitantes. Tampoco hay presencia de orugas que estén afectando. Sólo se están haciendo controles preventivos de enfermedades. En sojas de segunda, el 100% está en muy buenas condiciones. Sin problemas ni limitantes se desarrollan los cuadros en el área.  La única salvedad son los ataques de orugas como spodoptera y medidora, en los que se están realizando controles en algunos casos. Los rindes de maíz temprano estarían superando los 100 qq/ha, indican los ingenieros. Sin plagas ni enfermedades de importancia, avanzan en la etapa de grano pastoso. Los maíces de segunda se están desarrollando en muy buenas condiciones, aun cumpliendo etapas vegetativas.

En el corredor que une Cañada de Gómez con Villa Eloísa, los cultivos están en muy buenas condiciones pero comienza a notarse un poco de estrés. “Hacia el sur de Cañada, las lluvias fueron menores, y se marca la falta de agua“, explican los ingenieros. La soja de primera está en inicio de formación de vaina (R3) hasta comienzo de llenado de granos (R5). Con menores reservas de agua por el gran consumo de estas etapas y “está haciendo falta una lluvia”, comentan en el área. Hay presencia de orugas y los efectos son notorios, “Spodoptera frugiperda, Spodoptera cosmioide, Anticarsia, Rachiplusia y algo de Helicoverpa están muy presentes y son controladas”, explican en el área.  Sin enfermedades, pero previniendo, se aprovechan los controles de plagas para aplicar funguicidas preventivos. La condición es muy buena en el 40% de los lotes, el resto buena. La oleaginosa de segunda crece en buenas condiciones—el 60% de los cuadros está muy bueno— pero, al igual que la de primera, en ciertas zonas se nota algo de estrés. También se le sigue de cerca con monitoreando la actividad de orugas, y se le hacen aplicaciones con productos residuales.  ¿Qué rindes se esperan de maíz en la zona? Desde 100 a 110 qq/ha, responden los técnicos. Se sigue de cerca la evolución de la isoca desgranadora en los lotes. “Muy bien, con poco estrés”, comentan acerca del desarrollo de los maíces sembrados en diciembre. Pero de no llover esta semana se podría complicar en algunas zonas. Se encuentra aún en estadios vegetativos, alargando la décima hoja. 

Con un chaparrón de 50 mm ya llegamos sin problemas a la cosecha”, comentan los ingenieros de los alrededores de Rosario. Lo dicen porque la soja de primera está en muy buenas condiciones, sanas, sin problemas grandes de isocas ni de chinches y aún con reservas en los suelos. Se las encuentra formando la semilla (R5). “Las de segunda que no recibieron lluvias desde el 20 de enero empiezan a sentir la falta de agua”, señalan. “No hubo una buena recarga del perfil por la falta de lluvias importantes y se nota en el cultivo”, agregan. Las estimaciones de rindes en los maíces de primera están en torno a los 80 a 100 qq/ha. El cereal de segunda y el tardío se encuentra en floración, con muy buena condición.

SUBZONA II

Extraordinariamente bien”, así es como califican los ingenieros a la soja de primera en Bombal. El cultivo cuenta con muy buenas reservas de reservas de agua para la formación de las semillas. Las de segunda tienen muy buena tasa de crecimiento. En ambos cultivos hubo algunos ataques de isocas pero se hicieron los controles pertinentes. Si bien no se observan enfermedades, se están haciendo los tratamientos preventivos. Para el maíz temprano se proyecta un rinde promedio de 100 qq/ha. No se observan insectos que estén afectando; solo hay cotorras que dañan la primera línea de sembrado, pero la afectación es insignificante. Los maíces tardíos se encuentran en etapas vegetativas en muy buen estado.

El 80% de los cuadros de soja de primera de Bigand se las clasifica entre excelentes y muy buenas condiciones. “Si bien las reservas de agua están algo ajustadas, alcanzarían para el llenado de grano”, indican los ingenieros. Se las encuentra desde R3 (inicio de fructificación) a R5 (inicio de formación de semilla). Se observa la presencia de isoca medidora y oruga bolillera pero no se realizaron controles. Hay ataque de mancha marrón. “Aquí la realización de tratamientos de Enfermedades de fin de ciclo son muy esporádicas, muchos productores no quieren invertir. Solo lo hacen los productores más avanzados”, comentan los profesionales. La soja de segunda avanza rápido en crecimiento. La mayor parte de los lotes están plena floración (R2). También hubo ataques de isoca militar, pero que requirieron tratamientos para su control. En maíz temprano se estima un rinde promedio de 100 qq/ha. No se observan plagas de importancia. Los maíces tardíos se encuentran con 5 a 7 hojas desarrolladas, con muy buenas condiciones.

Con muy buenas condiciones ambientales y buenas reservas de agua, la soja de primera crece imparable en San Gregorio. Se la encuentra desde plena floración (R2) a formando vainas (R4). Los ingenieros califican al cultivo entre buenas a excelentes condiciones. Hay presencia de oruga medidora la cual se está controlando junto con aplicaciones de fungicida. “Ya se notan las enfermedades de fin de ciclo“, advierten en el área.  La soja de segunda crece a buen ritmo, señalan, aunque hay entre 1 a un 3% de la superficie sembrada que se ha encharcado. También hay ataque de oruga militar tardía y medidora, sin llegar a ser problemas graves, y están siendo controladas. “En la zona no se ven muchos lotes con maíces de segunda”, resumen los técnicos. Los maíces de tardíos están en muy buenas condiciones.

SUBZONA III

“Ayer cayeron 10 a 15 mm, fueron lluvias muy parejas en toda el área. Estamos bien de agua”, explican los ingenieros de Pergamino que repasan las lluvias y el estado de los cultivos al que llegan al final de enero. Cuentan que tras las grandes lluvias de la primera semana de enero que dejaron más de 100 mm, las lluvias siguieron pero el cambio abrupto en la soja estuvo tras el 10 de enero. Ahora los cuadros son tablas verdes, comentan. A los ingenieros siempre les sorprende la capacidad que tiene este cultivo para reponerse y cómo ha dejado atrás el estrés que condicionó buena parte de su crecimiento vegetativo. Tienen una gran carga de vainas, y estiman rindes de más de 40 qq/ha. Los maíces ya están hechos, y apuntan a superar los 95 qq/ha. La oleaginosa está en etapas críticas formando chauchas, aunque algunas están más atrasadas en floración. Comentan tambien el gran ataque de oruga sobre spodoptera, o militar tardía. Fue hace 15 días, y en menos de 5 días barrió con lotes enteros. Incluso algunos se han resembrado, pero eran lotes que venían con problemas, explican los técnicos. Igual, la voracidad del ataque ha sido feroz. Los controles siguen ahora, apuntando tambien a medidora y en forma preventiva contra chinches y enfermedades de fin de ciclo. También destacan los maíces, “este año no hay síntomas de deficiencias por nitrógeno, que sí se notaron el año pasado. No han ganado tanta altura, pero destacan la uniformidad de las espigas“, destacan. Incluso han hecho algunas siembras achicando hileras, y están por demás de conformes, pero habrá que ver cómo todo esto termina traduciéndose en kilos en las cosechadoras.

La mayor parte de los lotes de soja de primera de San Antonio de Areco están formando chauchas en buenas a muy buenas condiciones. Las reservas de agua están ajustadas; “hacen falta unos 30 a 40 mm en estos días para que no se vea afectado el rinde”, advierten los ingenieros.  No hay enfermedades, solo se están haciendo los tratamientos preventivos. Se observan algunas chinches que no superan el umbral de control. “Los maíces se ven muy sanos”, indican. Se estiman rindes que fluctuarán entre 70 a 80 qq/ha. La soja de segunda se la encuentra en floración (R1) y algunos cuadros más atrasados todavía en etapas vegetativas. Los lotes más atrasados fueron afectados por oruga militar para lo cual se hicieron aplicaciones para su control. Los maíces tardíos se los ve en muy buenas condiciones. Los más adelantados están entrando en panojamiento.

SUBZONA VI

En las inmediaciones de General Pinto se están trillando los primeros lotes maiceros para silo con rindes que en grano serían equivalentes a 70 qq/ha. No son buenos resultados, pero las siembras para grano en general se postergaron por la falta de agua. “Y las lluvias de fines de diciembre les llegó en forma oportuna y están en muy buenas condiciones“, explican los técnicos del área. Algunas lloviznas tambien se han sumado en la jornada de hoy (miércoles 29), aportando 10 mm. Los cultivos están bien, pero serán necesarias nuevas lluvias, advierten en el área. Las sojas de primera están siendo controladas por problemas de isocashubo casos con daños importantes, y los monitoreos y controles se suceden cada semana. Las de segunda siguen recuperándose tras las lluvias que regresaron en navidad. Si esto no hubiese pasado, hoy estaríamos con un serio problema productiva en la zona, concluyen los técnicos.

SUBZONA V

En Monte Buey, la soja de primera avanza hacia su período crucial con muy buena condición. Transita los periodo reproductivos más importantes, entre R4 a R5,5, —plena formación de granos a llenado de granos—, aunque hay lotes en R3 (formación de vainas). “Se tratan de lotes sembrados más tarde, pero son casos aislados”, cuentan los técnicos, agregando que las reservas de agua en los suelos están en óptimas condiciones. Llovió muy bien, aunque en los primeros estadios el agua faltó. Los lotes que quedaron más afectados son los sembrados en la segunda decena de octubre, lotes que fueron sembrados grupos de madurez cortos y que sufrieron algún estrés hídrico de diciembre, detallan. Las lluvias llegaron recién el 30 de diciembre y ahí se recuperó la humedad del suelo y los cultivos. Los lotes de soja sembrados más tarde están muy bien y presentan humedad para atravesar todo el periodo crítico. Hay presencia de orugas, principalmente Rachiplusia nualguna bolillera aislada, militar, gata peluda y Anticarsia. “Se están realizando tratamientos para controlarlas. Se realizaron ya hace 20 días y ahora otro más en un segundo pico poblacional”. También hay presencia de enfermedades como Septoria que también se trataron hace 20 días con las orugas. El maíz temprano apunta a rindes de 120 a 140 qq/ha, muchas chances de obtener promedios de 130 qq/ha. “Tuvieron muy buenas condiciones. Quizás algunos lotes sembrados tempranos puede haber sufridos golpes de calor por el 15-20 de diciembre pero también muchos de esos maíces se prendieron a la napa temprano”, describen. Los sembrados más tarde también están en muy buenas condiciones. Hubo tratamientos para roya en ciertos híbridos.  La soja de segunda bien cuenta con reservas óptimas. “Algunos manchones se perdieron por encharcamiento y/o enfermedades vasculares porque estaba chica la planta y las lluvias fueron abundantes”, remarcan. Pese a esto, la mayoría de los lotes presenta el surco cerrado en floración, R1-R2, y algunas ya formaran vainas este fin de semana. Hubo ataque de orugas hace 10 a 15 días y ahora hay un nuevo pico poblacional. La segunda aplicación se va a realizar fungicidas en los cuadros que ingresa a R3. El maíz de segunda y tardío es muy escaso en la zona. Los pocos sembrados están muy bien, con algún ataque de oruga militar que no requiere control. Se encuentran en etapas vegetativas (V12  a V13) a unos 10 o 15 días de entrar en floración.

Indicadores Climáticos

Lo que viene, el pronóstico para la semana próxima en la región núcleo

Fin de semana con termómetros al rojo

El alivio llegará a mitad de semana, con un nuevo sistema frontal frío y lluvias entre miércoles o jueves en la región.

Con un jueves de condiciones de tiempo totalmente estable, cielo despejado, viento del sector sur y temperaturas inferiores a los típicos valores del verano, empieza el nuevo período de pronóstico. Luego del pasaje del sistema frontal frío del miércoles 29, hubo una importante disminución de la temperatura. Tambien la humedad descendió con notoriedad en las capas bajas de la atmósfera. Se espera que durante toda la semana se mantengan condiciones de relativa estabilidad. Pero el ascenso de la temperatura se hará sentir con fuerza. El alivio llegará entre miércoles y jueves con nuevo avance de sistema frontal frío por la porción central del país. Esto desencadenará el desarrollo de lluvias y tormentas de variada intensidad en toda la región GEA.

 En cuanto a las marcas térmicasse prevé un periodo de constante ascenso. Durante el día de hoy, jueves 30, se registran temperaturas muy bajas para la época del año. Con el paso de las jornadas aumentarán de manera muy significativa, alcanzando los valores más elevados entre el domingo y lunes. A partir del martes, un aumento de la nubosidad podría frenar el ascenso térmico. Las temperaturas esperadas para el fin de semana y el próximo lunes se ubicarán muy por encima de los niveles medios.

Dominará el cielo mayormente despejado especialmente durante los primeros días, ya que todavía estará presente el centro de alta presión. A partir del próximo martes la cobertura nubosa comenzará a incrementarse hasta cubrir por entero al cielo durante el próximo miércoles, momento del inicio de las lluvias y tormentas en la región.

La humedad será muy baja en el comienzo del período de pronóstico pero luego se incrementará de manera sostenida.

Lo que pasó con el clima en la última semana en la región núcleo

Semana de lluvias moderadas sobre GEA

Los registros no superaron los 20 mm, incluso hubo sectores donde no se produjeron precipitaciones.

Se destaca Guatimozín que registró el mayor acumulado de la región, con un total semanal de 24 mm, seguido de María Teresa, con 19,2 mm.

Fue una semana con temperaturas máximas muy elevadas y mínimas relativamente bajas para la época del año. Las máximas se ubicaron en promedio entre 36 y 38ºC manteniéndose por encima de los valores normales para el mes de enero. El valor más elevado se midió en Noetinger, con un registro de 40,1ºC. Las marcas mínimas fueron levemente inferiores a los niveles medios de la época, ya que los valores oscilaron entre 11 y 14ºC. El valor más bajo de la región fue de 10,8ºC y se midió en Chacabuco.

A pesar de las escasas precipitaciones y las elevadas marcas térmicas registradas a lo largo de la semana, las condiciones de humedad del suelo vuelven a mostrarse óptimas en gran parte de la región GEA. Ya no se aprecian los núcleos de excesos hídricos presentes en el período anterior. Las condiciones óptimas alcanzan una importante porción de la región, pero se destaca especialmente el sur de Santa Fe, noroeste de Buenos Aires y sudeste de Córdoba. El resto del área muestra características adecuadas, mientras que sólo sobre el extremo noroeste de la zona GEA todavía se observan condiciones de humedad regular, pero en un núcleo muy acotado.

Para los próximos 15 días la demanda de agua vuelve a incrementarse debido a las temperaturas elevadas típicas de la época del año, con sectores que necesitarían lluvias de hasta 100 mm, como el norte de GEA, para poder alcanzar condiciones hídricas óptimas. Sólo sobre el sur de Santa Fe y el norte de Buenos Aires, las lluvias requeridas para mantener condiciones óptimas rondarían los 20 a 40 mm.

Extensión GEA: O de Córdoba, N de Santa Fe, Santiago del E. y Chaco

“Recupero de la oferta de agua en febrero”

José Luis Aiello, Dr. en Cs. Atmosféricas

Enero concluye sin mayores modificaciones en las condiciones de reserva de agua. Gracias a la importante recuperación de la primera quincena encuentran, en general, condiciones adecuadas en casi todas las regiones productivas del país.

Al cierre de este informe un nuevo sistema frontal está generando precipitaciones moderadas sobre el centro del país, y continuará desplazándose hacia el norte. Las provincias del norte argentino tienen grandes chances, durante las próximas horas, de presentar condiciones de inestabilidad y desarrollo de algunas lluvias y tormentas. De todos modos, los acumulados no están presentando demasiado volumen.

Actualmente, el sur de la región pampeana aparece como la zona más exigida de cara al mes de febrero. Enero no logró ofrecer las lluvias necesarias para recomponer el régimen normal. El déficit viene alargándose desde hace más de un semestre, con ocasionales alivios temporarios. Algunas áreas del sudoeste se acercaron a valores más próximos a los medios estacionales pero, aun así, esto no alcanza. Al día de hoy, las condiciones continúan siendo muy exigentes para la región.

Las proyecciones de mediano plazo indican un inicio de febrero más fresco que el cierre de enero. Si esto se materializa, es razonable esperar una recuperación más moderada del régimen de lluvias. Aunque nada hace suponer que esta condición se mantendrá con el avance de febrero. Parece poco probable un retroceso hacia condiciones en las cuales la oferta de agua vuelva a ser deficitaria para el desarrollo de los cultivos.   

C O N T A C T O

Casa Central – Lardizábal 840 – Marcos Juárez.
03472 – 456419 – 455270 – 455349 – 425081
Planta Ruta Nac. Nº 9 03472 – 457170
Combustibles 03472 – 15583373

Insumos 03472 – 455328 – 455329
Sucursal General Roca 03472 – 492217
Sucursal Noetinger 03472 – 15433416
Sucursal Inriville 034672 – 15547369.